No está claro de donde procede el actual nombre de Extremadura, una tierra olvidada y a menudo menospreciada. Algunos historiadores opinan que quizás proceda del término con que se conocía en los reinos cristianos a los territorios situados al sur de dicho río.
Desde aquí solo pretendo hacer un pequeño homenaje a la tierra donde ahora vivo. De ella es mi mujer y en ella han nacido también mis dos hijas.

SEGUIDORES

domingo, 15 de abril de 2012

ana solo de zaldivar.


Normalmente, cuando vamos a Don Benito, aparcamos el coche en el mismo lugar y luego nos acercamos al centro a pie. Mira, me suele decir Anabel cuando ya estamos bien cerca de la plaza; esa es la calle que está dedicada a Ana Solo de Zaldivar, una tía de mi abuela. Y entonces yo me propongo indagar sobre esa pariente lejana de mi mujer, que mereció que una calle de su localidad llevara su nombre. Pero, por un motivo u otro, no fue hasta unos días cuando me propuse averiguar quien había sido aquella mujer...

Lo que más llama la atención al adentrarse en la vida y obra de Ana María Solo de Zaldivar (Don Benito, 1858- ¿...?) es la relevancia que alcanzó en los círculos intelectuales y sobre todo, las avanzadas ideas que tenía sobre la mujer y su educación, teniendo en cuenta la época que le tocó vivir. Estas ideas, y las de otras mujeres que trabajaron junto a ella, sin llegar tal vez a integrarse en el feminismo pueden considerarse, al menos en algunos aspectos, cercanas a este movimiento, como veremos enseguida.

Ana María desempeñó durante toda su vida una importante labor docente impartiendo diversas materias, primero en Don Benito y después en Madrid, donde ocupó la dirección de varias instituciones. Con posterioridad alcanzó la dirección de la Escuela Normal de Málaga, en la que tuvo como alumna, entre 1906 y 1910, a Victoria Kent, feminista que desempeñaría más adelante un destacado papel en la vida política. Finalmente, en 1910, dejó Málaga, ciudad donde también existe una calle con su nombre, y fue nombrada directora de la Normal de Granada. (Las Escuelas Normales se crearon con el fin de formar a los futuros maestros. Al parecer, los medios con que contaban estas instituciones eran generalmente muy escasos, principalmente por la inestabilidad política de aquellos años y por el nulo interés de los políticos. Esta escasez no impidió, sin embargo, que realizaran una importante labor en la formación de docentes.)

Además, Solo de Zaldivar escribió diversos libros de textos sobre Gramática y Aritmética y participó de manera activa en varios periódicos y revistas, llegando a fundar y dirigir una publicación periódica.

Fue, como vemos, una mujer adelantada a su tiempo, no solo por su brillante trayectoria profesional sino por la inquietud que mostró en pos de conseguir una posición mejor para la mujer, por entonces relegada a las tareas del hogar y considerada intelectualmente inferior al hombre. Si ya sería complicado para una mujer del siglo XIX llegar a donde lo hizo Solo de Zaldivar, podemos imaginar los muros contra los que chocaría en su pretensiones. Lo que ahora nos parece lógico, por aquellos años no lo era en absoluto. Por ello, siendo ya directora de la Normal de Málaga, se veía en la necesidad de afirmar, en conferencias y artículos, que si la mujer presentaba menores aptitudes era debido a la escasa educación recibida, ya que normalmente, aquella que empezaba los estudios, era obligada a dejarlos a muy temprana edad. La educación era, por tanto, el medio que haría llegar a la mujer al mismo nivel que el hombre...

Sin embargo, mientras ella se situó en una postura más conservadora y defendía que la mujer debía alcanzar cierto nivel educativo para aplicar estos conocimientos en la formación de sus hijos, otras mujeres, incluso de su misma organización, tenían posiciones más progresistas y reivindicaban una educación que les permitiera mantener una familia.


6 comentarios:

  1. Buen trabajo de investigación. Es lógico sentir curiosidad tratándose de un familiar aunque sea lejano en el tiempo.
    La formación de la mujer se reducía a una enseñanza escolar bastante básica y a prepararlas en las labores propias del hogar.

    Afortunadamente con el paso de los tiempos ha cambiado esta situación y hoy día hemos comprobado que hay mujeres universitarias que llevan una trayectoria radiante en su carrera.

    Tu mujer tiene que estar orgullosa de esta antepasada que se adelantó en su tiempo en la forma de vivir.

    Que pases un buen domingo.

    Un abrazo para los dos.

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Es curioso a veces lo cerca que tenemos la historia y lo lejos que la vemos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante, Jesús, como todos tus artículos. Hacen que me sienta tan cerca de mi tierra... Gracias por acercarme a ella. Un saludo desde Cádiz.

    ResponderEliminar
  4. Ya lo creo que fue una adelantada a su época. En Cáceres también hay o había una escuela Normal de ella salieron muchos maestros.
    Hoy día la mujer ha progresaado mucho, pero aún queda bastante para que se pueda igualar con el hombre.
    Orgullosa tiene que estar tu mujer de tener una antepasada tan ilustre.
    Un beso para los dos.

    ResponderEliminar
  5. hoy me a dado por leer cosas de don benito y mas leo y mas orgullosa stoy de mi tierra no seria capaz de vivir en otro lado me encanta don benito sugente sus calles ,campos,eventos ..todo

    ResponderEliminar
  6. Hola Jesús, ¿es tu mujer descendiente de Doña Ana María Solo de Zaldívar? Si es así ponte en contacto con nosotros. Un saludo. Asociación Torre Isunza asociaciontorreisunza@gmail.com

    ResponderEliminar